Formentera - Alquiler de Barcos

Formentera

Formentera, la más pequeña de las islas Pitiusas, es una isla situada en la parte más meridional de las islas Baleares. Sus maravillosas aguas y la tranquilidad de la que goza si la comparamos con la vecina Ibiza, hacen de este destino uno de los más recomendables si queremos alquilar una embarcación en el Mediterráneo, con la garantía de que no quedaremos defraudados.

Si venimos navegando desde Ibiza, nos encontraremos la isla de Espalmador. Es una isla de propiedad privada, pero se puede desembarcar sin problemas. Actualmente es posible reservar una boya para fondear en la zona autorizada de la bahía.  Aunque está expuesta a los vientos del S, SO y O.  Más adelante se encuentra la playa de Trucadors, y un poco más allá la famosa y concurrida la de Illetes, con playas de arena blanca y aguas cristalinas. No es el Caribe, pero lo parece.

Un velero en Formentera

Además de las boyas de alquiler que encontramos en Espalmador, también existen boyas para fondear en Caló de S’Oli. Hay que reservarlas previamente por Internet y están clasificadas por esloras.

Si decidimos arrumbar a puerto deberemos dirigirnos a La Savina, donde se encuentra el puerto de Formentera y la Marina de Formentera. Los precios de los amarres son prohibitivos en temporada alta, por eso la opción del fondeo es recomendable si la meteorología lo permite.

En la Savina podremos alquilar un vehículo para recorrer la isla, visitando alguno de su puntos de mayor interés, como el faro de la Mola, donde se celebran mercadillos pseudo-hippies en los que es posible comprar ropa y artesanía, o también asistir a actuaciones de grupos de música en la calle. Navegar a la altura de la impresionante mole de roca donde se sitúa el faro, nos permitirá ver una gran cantidad de cuevas que la horadan en diferentes puntos.

barcos fondeados en Formentera

Algunas han estado habitadas desde la antigüedad hasta la mítica época de los hippies. El acceso a las cuevas es complicado y peligroso, y es mejor dejarse acompañar por alguien que conozca perfectamente el camino, porque los accidentes son frecuentes y pueden resultar mortales. Existen muchas leyendas sobre las cuevas de Formentera, como la del rey Sigurd, vikingo que invadió Formentera y causó grandes estragos, asesinando a muchos lugareños que se habían refugiado en una de las cuevas más grandes.

Dependiendo de la dirección del viento, Formentera ofrece la posibilidad de “cambiarse de lado de la isla”. Así evitaremos la navegación incómoda o el fondeo demasiado agitado, dirigiéndonos a la zona opuesta de la isla, donde el mar y el viento estarán tranquilos.

Es recomendable circunnavegar la isla, para poder descubrir rincones muy atractivos y zonas para fondear y disfrutar de sus aguas de un increíble color turquesa. Una de las calas más bonitas es Cala Sahona, donde fondearemos mientras no soplen vientos de poniente.  En plena temporada alta la cala está abarrotada, pero bien merece una visita por mar, o asomarnos a ella desde tierra en nuestro recorrido por la isla.

disfrutar del fondeo en Formentera

Si continuamos navegando hacia el sur, doblaremos el Cap de Barbaria, con su famoso faro escenario de alguna película famosa. Encontraremos alguna calita refugio de pescadores y podremos observar las paredes de la roca horadadas por numerosas cuevas.

Una vez superado el macizo rocoso arribaremos a la extensa playa de Migjorn, que está abierta a todos los vientos, excepto los del norte. Migjorn tiene una longitude de 2.5 millas y limita en su extremo con el macizo de la Mola.

Si bordeamos la Mola, el único fondeadero fiable que encontraremos es Racó de Sa Pujada, una vez que los acantilados empiezan a decrecer en su cara norte. Desde aquí hasta el fondeadero de Es Pujols, tendremos por delante la extensa playa de Tramuntana, expuesta a los vientos del norte y levante. Este tramo no ofrece ningún abrigo.

Si queremos salirnos del circuito más transitado, podemos también dirigirnos a la cercana isla de Espardell. Está deshabitada y podremos encontrar buenos fondeaderos en su costa oeste.

 
 

Fondear en una boya en Formentera

En la isla de Formentera podemos fondear en dos campos de boyas ecológicas, situadas en la isla de Espalmador y en el fondeadero de Caló de S’Oli. Para efectuar la reserva de boyas debemos registrarnos en la web del Gobierno Balear que gestiona los campos de boyas de las islas Baleares.

Formentera, junto con Ibiza, posee el 60% del porcentaje total de praderas de posidonia en Baleares. La Consellería de Agricultura, Medio Ambiente y Territorio dispone de una red de seguimiento que controla con periodicidad anual cerca de 40 estaciones repartidas por todo el archipiélago balear.

Si queremos reservar nuestra boya deberemos tener en cuenta que en los meses de Julio y Agosto existe una gran demanda, de forma que no tenemos que dejar para última hora el trámite, o podemos encontrarnos con que la ocupación es total, ya que son dos fondeaderos muy solicitados.

Loading..

ALQUILA UN BARCO EN FORMENTERA, HAZ TU PRESUPUESTO